Probablemente hayas visto a alguien “jorobado”, pero ¿sabías que esta deformidad de la columna se llama hipercifosis o cifosis dorsal aumentada? Aunque muchos sienten lo contrario, la cifosis es solo una curvatura normal de la columna. Sin embargo, cuando es muy grave, puede verse como una patología y traer problemas graves, como la hipercifosis.

Por lo general, su causa más común de hipercifosis es el resultado de una postura incorrecta. Además, la afección afecta especialmente a los adultos jóvenes y adolescentes, que pasan la mayor parte del tiempo sentados.

Lea también: Los mejores ejercicios para quienes padecen escoliosis

Los síntomas de la hipercifosis

Para identificar si tiene hipercifosis, busque los siguientes síntomas:

  • Dolor en la espalda;
  • Fatiga;
  • Rigidez de la columna;
  • Postura inadecuada;
  • Respiración dificultosa;
  • Flexibilidad reducida.

Ejercicios para hipercifosis

Las actividades físicas son esenciales para tratar miles de afecciones, tanto de salud física como mental. La buena noticia es que con la práctica de algunos ejercicios es posible tratar y aliviar el dolor que provoca la hipercifosis:

Círculo con la pierna

  1. Empiece por recostarse sobre su espalda;
  2. Luego, levante una pierna, estirándola hacia arriba;
  3. Lleva la pierna hacia un lado, haciendo un círculo en el aire, lo más ancho posible;
  4. Haz este movimiento durante 30 segundos con cada pierna.

Lee también: Fortalece tus rodillas: Conoce los mejores ejercicios

Postura de la cobra

hipercifosis
  1. En una posición acostada, coloque sus manos en la misma línea que su pecho;
  2. Luego, respire profundamente y presione sus manos contra el piso;
  3. Lentamente lleve el baúl hacia arriba, mirando al techo;
  4. Repite el movimiento 8 veces.

Tablero lateral

  1. Acuéstese sobre su lado derecho, con las piernas extendidas y apiladas desde las caderas hasta los pies. El codo de su brazo derecho está directamente debajo de su hombro.
  2. Asegúrese de que su cabeza esté directamente alineada con su columna y su brazo izquierdo con el lado izquierdo de su cuerpo.
  3. Envuelva sus músculos abdominales, tirando de su ombligo hacia su columna.
  4. Luego levante las caderas y las rodillas de la colchoneta mientras exhala. Mantén la posición.
  5. Inmediatamente después de respirar, inhale y vuelva a la posición inicial. El objetivo debe ser mantener durante 60 segundos. Cambia de lado y repite.

Levantamiento de pierna

hipercifosis
  1. Acuéstese boca arriba con las rodillas dobladas;
  2. A continuación, levante ambas piernas dobladas, como si las fuera a apoyar en una silla imaginaria;
  3. Desde allí, retire la cabeza y el tronco del suelo;
  4. Luego, lleva una pierna hacia tu pecho, mientras que la otra permanece estirada.
  5. Repite el movimiento 10 veces con cada pierna.

Otros consejos de ejercicio para la hipercifosis

Además de los ejercicios anteriores, también puede elegir otras actividades, que son:

  • RPG: La Reeducación Postural Global (RPG) consiste en una técnica que realiza un trabajo progresivo para mejorar la postura, siendo la más adecuada para quienes padecen hipercifosis.
  • Ejercicios aeróbicos: En general, este tipo de ejercicios son fundamentales para las personas con esta deformidad, ya que aumenta la capacidad respiratoria y, en consecuencia, mejora la postura. Hay una variedad de aeróbic, como caminar, andar en bicicleta y nadar.
  • Remo: La fuerza utilizada para sacar agua durante la brazada fortalece los músculos del pecho y coloca los hombros en su lugar. Además, aumenta la flexibilidad.